HAMLET O HÉCUBA

La irrupción del tiempo en el drama


Agotado


S/. 46.00

Autor: SCHMITT, Carl
Año: 1993
Ciudad: Murcia
Editorial: Pre-textos
Nro. de páginas: 64
Tapa: Rústica
ISBN/ISSN: 8487101917
Traductor: GARCÍA PASTOR, Ramón
Peso: 0.15 kg.


Programa de fidelización Al comprar este producto obtendrá 46 puntos de fidelidad. Su carrito totalizará 46 puntos convertible(s) en un vale de descuento de S/. 2.30.


Indicarme cuando esté disponible


Entre todos los que jamás escribieron, Rousseau ha tenido el éxito mayor y el más claro. Mas ¿quién es él? Un triste Fígaro que nada ama sino su propia pasión y que quiere ser tomado del modo más grave. Un vagabundo que busca un pueblo y sueña un Estado. Un enfermo que anhela una naturaleza buena y saludable. Un misántropo que cuenta con una lejana humanidad, purificada, espiritual y bondadosa. Un enemigo de los privilegiados que tiene que impresionar a las condesas; el que odia a las bajezas y los vicios propios e, incapaz de librarse del fango, se purifica siempre de nuevo con lágrimas y visiones espirituales, que educa a sus niños abandonados en una novela, que ama a su hermoso amor en una novela. El que es tan justo y tan veraz en su novela sobre el Estado que, a partir de ese momento, un pueblo entero quiere ser justo y veraz; el que es un luchador tan glorificado más allá de su pobre vida, que ahora un pueblo entero, el más espiritual y el más activo que nunca existió, prosigue su lucha. Sus novelas idealistas encontraron un pueblo de lectores que las representaba. Este pueblo no hizo la revolución mientras pasó únicamente hambre. Heinrich Mann, a diferencia de su hermano Thomas, sólo ha sido recibido en español como novelista. Sin embargo, en los más duros tiempos de la historia de Europa, cultivó el ensayo desde una apuesta insobornable por la cultura democrática. Continuador de la tradición radical de la literatura, desde Voltaire hasta Zola, siempre se situó en el mismo frente: en la defensa del espíritu europeo, consciente desde antiguo de su profunda dialéctica unitaria. Dotado de una mirada que recorre todo el arco de la desgracia europea, Heinrich Mann es el único que no se dejó engañar por los cantos de sirena del gran seductor de la inteligencia del siglo XX. Nietzsche no es para él la solución, sino el síntoma de una profunda enfermedad. Estas páginas, humildes y valientes, nos traen el eco de una vida saludable que desprecia el gesto de la indignación aristocrática ante la cultura de masas. Nos hablan de una fe que desde Montaigne ni siquiera se atreve a llamarse certeza. La sencillez de la cultura democrática se torna aquí exigencia de lo mejor que pueda al mismo tiempo ser lo más compartido. La literatura se hace en estas páginas verdadera vocación de ser noble y popular.

Carrito de compras  

producto (vacío)

Envío GRATUITO

Envío gratuito a partir de 100 soles

Tipo de Moneda

Futuras compras

No hay futuras compras